Urtubey busca un nuevo peronismo: "hay que bajar el tono"

Reclamó un peronismo más horizontal y menos personalista; sumó a Massa y desechó a Cristina Kirchner hacia el futuro.

El Gobernador de Salta, Juan Manuel Urtubey, es bien pragmático a la hora de evaluar los recientes resultados electorales y plantear estrategias a futuro. "Si el peronismo no entiende lo que le dice la gente se tendrá que despedir de ser alternativa de poder en la Argentina", expresó, sin vueltas, como mensaje inicial. No sólo ello. El joven mandatario norteño añadió que el PJ puede correr el peligro de caer en una derrota sin regresos como le ocurrió al PRI en México si no cambia la lógica hacia "la construcción de un poder más horizontal, menos personalista y más democrático".

Está claro que Urtubey no descarta ponerse al frente de ese liderazgo en el PJ de cara a las elecciones presidenciales de 2019. Y no por casualidad insiste que "no descarta" sumar a Sergio Massa, a otros peronistas o a partidos ajenos al PJ. Pero el mandatario provincial se trazó un límite de cara al futuro que es Cristina Kirchner: "Ella ya decidió abandonar al peronismo y el peronismo debe construir en una lógica de poder que no sea la del mesianismo", dijo en diálogo con Infobae. Asegura que no le molesta que lo vean emparentado con el discurso de tono conciliador que tiene el Gobierno de Macri. "En algunas cosas podemos ayudar y en otras plantear propuestas superadoras. La gente nos dijo en estas elecciones que peleemos menos y ayudemos más", destacó en este sentido.

Usted es de los pocos gobernadores del PJ que en las PASO no perdió los comicios ¿a qué lo atribuye?

- Hicimos una gran elección en Salta. Hacia 20 años que no hacíamos una buena elección. Pero las elecciones de medio término son muy diferentes a las ejecutivas donde se acompaña con más fuerza. Esto nos exige ahora no defraudar a la gente.

Pero muchos de los gobernadores PJ perdieron…

- Quiero darle crédito a la general de octubre. Pero como primer aproximación lo que parece haber dicho la gente es que peleemos menos y ayudemos lo más posible. Mas allá de la posición política de cada uno y de las convicciones, la sociedad dijo que bajemos un poco los decibeles.

¿Es difícil para el PJ no pelearse?

- Es difícil para el peronismo, pero debemos entender que hoy la sociedad está pidiendo otro perfil. Tener más responsabilidad institucional, que colaboremos más con el Gobierno más allá de que sea de otro partido. No quiero decir que se hagan todos macristas. Pero la gente pide un partido más republicano, más moderno y fundamentalmente que mire más el futuro que el pasado.

Lo veo muy parecido al discurso de Cambiemos…

- El peronismo debe construir la renovación con este perfil porque lo otro atrasa mucho. Seguro fue bueno en el siglo pasado. Pero en los últimos 25 años la gente cambió y el peronismo no puede seguir siendo lo mismo de antes.

A Cristina Kirchner no le fue mal copiando al Gobierno en términos de no confrontar en la campaña. ¿No cree que se corre peligro de estar copiando?

- Lo que hay que plantear es futuro. En estas elecciones se discutió presente y pasado. Pero el peronismo debe discutir el futuro y a mí no me preocupa quedar emparentado con el estilo del Gobierno. Lo que debemos discutir es la sustancia de lo que buscamos. En algunas cosas podemos ayudar y en otras plantear propuestas superadoras. Tratar de construir una política con más tolerancia, menos enfrentamiento y menos personalismo. Eso que nos gusta tanto en la tribuna de fútbol. Pero hoy el ciudadano nos pide bajar el tono.

¿Qué debe cambiar el gobierno?

- El Gobierno privilegia más la política que la gestión. Esto por ejemplo se ve en la polarización que buscaron con la ex presidenta que les dio resultados. Pero creo que demoró innecesariamente el debate por la reforma tributaria que no es antipopular. Eso es para garantizar competitividad en sectores productivos.

¿Cree que el Gobierno se guarda un as en la manga para después de octubre?

- Seguimos con el tema que se privilegia más la política y menos la gestión y el Gobierno y lo que vemos es que ya le pasó la mitad del mandato. Atraer inversiones en la Argentina requiere de más estabilidad y menos turbulencias en lo político. Las pruebas y errores del Gobierno y esos ruidos afectan la confiabilidad de la Argentina.

Miguel Pichetto dijo que el peronismo se quedó sin líderes ¿está de acuerdo?

- Parte de eso puede ser. Pero tengo la mirada de que hay que imaginar liderazgos diferentes. Salir de la lógica mesiánica, personalista, verticalista para empezar a pensar en liderazgos de un peronismo más republicano y horizontal. Me van a decir ’eso no es el peronismo’ y es verdad; pero así es como nos fue. Creo que si no cambiamos nos va a ir mal. Si no trabajamos para cambiar nos va a ir mal. O el peronismo entiende lo que le dice la gente o se tiene que despedir de ser alternativa de poder en la Argentina.

¿La incluye a Cristina Kirchner en el armado o la unidad del peronismo a futuro?

- No la veo a ella. Ella tomó la decisión de correrse del peronismo. Ella ve al peronismo como algo muy malo. Y creo que el peronismo tiene que aprender a construir una alternativa superadora saliendo de la contradicción de dirigentes que tuvieron responsabilidad en la Argentina.

¿Está dispuesto a pelear por la presidencia en el 2019?

- Quiero trabajar para construir esa alternativa con una lógica más republicana y horizontal y en 2019 debemos dirimir entre todos de la manera mas democrática posible para ver quién lidera ese espacio. Pero si queremos seguir con la misma lógica del personalismo vamos al fracaso.

¿Está dispuesto a incorporar a Massa a este proyecto?

- Con Massa no tengo problemas. Se necesitan dirigentes con una lógica de construcción colectiva. Que todos trabajen en un proyecto común.

¿Cómo hace un gobernador del norte para convencer a los barones del conurbano?

- Como hicieron todos los dirigentes del interior. De hecho nadie de la provincia de Buenos Aires llegó a ser presidente. Está claro que la lógica de construcción de poder los inhabilita. El gran problema es pretender construir un espacio sobre la base de nuestros dirigentes y no de la sociedad. El PJ debe volver a enamorar a la gente.

¿Ve un peligro de desaparición del PJ como ocurrió con el PRI en su momento en México?

- Si. Frente a este peligro que vivimos hay que aprovechar para construir una oportunidad. En ese marco esto que vemos hoy no es producto de la foto de ahora sino sumado a dos años atrás. Hay que trabajar para cambiar esa foto.

¿La culpa de esa foto es de Cristina Kirchner?

- Es de todos, pero ella tenía la mayor responsabilidad como gobernante del país.

¿Está dispuesto a hacer alianzas con otros partidos?

- No alcanza con el peronismo. Hay muchos partidos provinciales y otras fuerzas que requieren de una construcción conjunta. Pero es demasiado pronto porque pensar en un peronismo que aún no tiene forma o color es difícil.

¿Usted está dispuesto a darle color al PJ?

- Estoy dispuesto a darle color al PJ. Pero hay que pensar otras cosas como la coherencia, responsabilidad institucional, el republicanismo democrático. Todos esos adjetivos tiene que tener el peronismo aparte de estar unido. Hay que pensar lo que quiere la sociedad no lo que piensan los dirigentes. Hoy hay un enorme divorcio entre la dirigencia y la sociedad. Cuando convertimos al peronismo en dirigencia perdemos. Hay que volver al peronismo de la gente y para ello no se necesita de estructuras.

- Por Martín Dinatale
Infobae

Dejanos tu comentario

¿Un mensaje, un comentario?

moderación a priori

Este foro es moderado a priori: su contribución sólo aparecerá una vez validada por un/a administrador/a del sitio.

¿Quién es usted?
Su mensaje

Para crear párrafos, deje simplemente líneas vacías.

Facebook