La inflación bajó al 1,7 % y descendió por primera vez en el año

Los datos surgen de un minucioso estudio elaborado por INDECOM (Instituto de Estudios de Consumo masivo), durante el mes de mayo, únicamente sobre los productos que integran la canasta básica de alimentos. De ese modo, la denominada “inflación núcleo” se ubicó en el 1,74 % y denotó la primera tendencia a la baja en lo que va del 2016. El sondeo también refleja una leve recuperación en las ventas de ciertos productos.

Miguel Ángel Calvete, Presidente del organismo de estadísticas, detalló que “la inflación promedio ponderada sobre esos artículos mostró una disminución de entre un 0,4 y un 1,46 %, dependiendo de cada producto, en referencia a los niveles registrados durante los primeros 120 días del año”.

Por su parte, el directivo reconoció que “el sondeo dio cuenta de una leve recuperación de las ventas en diferentes categorías de los productos de primera necesidad”.

En ese punto, señaló que “el caso más significativo es el registrado en la leche fluida en sachet, que es el producto que más se vende, cuyo consumo se reactivó durante el último mes un 0,8 %, siendo que durante el primer cuatrimestre había registrado una caída en el consumo del 3,4 %".

A su vez, el estudio detalla que “algo similar ocurrió con los yogures que, durante el primer tercio del año, bajaron sus ventas entre un 4 y un 11 %, según marca y calidad y ahora mejoraron entre un 2,3 y un 5,1 promedio”. Además, también hubo mejoras de entre un 0,5 y un 2,3 % en el consumo de sopas listas y panificados “por cuestiones estacionales que van más allá de los precios”.

Sin embargo, Calvete explicó que “salvo esos casos puntuales la tendencia de recuperación va a cristalizarse a nivel general recién entre agosto y septiembre de este año”. En referencia a las proyecciones de cara al primer semestre, Calvete consideró que “los salarios irán tendiendo a recuperarse a medida que se vayan cerrando los acuerdos paritarios y eso será fundamental para reactivar el consumo”.

La medición se realizó sobre un total de 94.564 tickets de compras realizadas desde el 1 de mayo hasta el 31 de ese mes en cadenas de grandes supermercados, almacenes, bocas de proximidad y autoservicios chinos, evaluando el movimiento de precios de 253 productos de la canasta básica, incluyendo alimentos, bebidas, higiene personal y artículos de limpieza.

Como cada mes, el trabajo se llevó a cabo en el ámbito geográfico de la Ciudad de Bs As, Gran Buenos Aires, Rosario, Córdoba, Mendoza y Mar del Plata, recabando muestras físicas de facturación sobre distintos puntos de venta mayoristas y minoristas. También se implementó un software online que ha ido procesando estadísticamente los valores expresados en las páginas webs de los diferentes espacios de comercialización.

Hace unos días, INDECOM difundió otro relevamiento en el que explicitó que “el 90 % de los argentinos reconocen que modificaron sus hábitos de consumo en los últimos meses”.

Tomando esos datos como referencia, finalmente, Calvete reconoció que “al menos hasta fin de año perdurarán muchos de esos cambios” porque concluyó diciendo que “esas modificaciones no se revierten fácilmente” y que su normalización definitiva dependerá, fundamentalmente, “de la decisión que tome el Gobierno Nacional para actuar sobre las causas de la inflación y no sobre sus consecuencias”.

- INDECOM

Dejanos tu comentario

¿Un mensaje, un comentario?

moderación a priori

Este foro es moderado a priori: su contribución sólo aparecerá una vez validada por un/a administrador/a del sitio.

¿Quién es usted?
Su mensaje

Para crear párrafos, deje simplemente líneas vacías.

Facebook