La Corte habló de los jueces designados por decreto: "Son bienvenidos"

Así se refirió el titular del máximo tribunal, Lorenzetti. Highton de Nolasco calificó a Rosenkrantz y Rosatti como "personas sumamente reconocidas"

El presidente de la Corte Suprema, Ricardo Lorenzetti, afirmó este martes que son "bienvenidos" los dos nuevos integrantes de ese cuerpo y advirtió que el máximo tribunal no fue "consultado" sobre el procedimiento de de designación, sobre el que prefirió no opinar.

"Manifestamos nuestro beneplácito por las dos personas que han sido nominadas, que son dos juristas que conocemos, los dos son de mucho prestigio", indicó Lorenzetti, en referencia a Carlos Rosenkrantz y Horacio Rosatti.

En declaraciones a la prensa, Lorenzetti sostuvo: "Con referencia al procedimiento por el cual fueron designados quiero decir muy claramente que nosotros como Corte Suprema no fuimos consultados ni debemos ser consultados porque es un procedimiento que define el Presidente y no la Corte".

El juez advirtió que "en este tipo de cuestiones" los miembros de la Corte "no pueden opinar porque hay cuestiones muy importantes que tendremos que decidir".

A su vez, la jueza Elena Highton de Nolasco sostuvo que Rosatti y Rosenkrantz "son dos juristas renombrados" y al ser consultada sobre su nombramiento por decreto, subrayó: "de eso no voy a hablar".

"Son dos personas renombradas y jurídicamente conocidas, nada más", puntualizó la magistrada, en declaraciones a la prensa formuladas al término de un homenaje al juez saliente Carlos Fayt.

Para conocer opiniones sobre el tema, Highton de Nolasco recomendó a los periodistas que las consultaron que "lean los diarios".

"Yo no sé, son decisiones de los otros poderes, no es una decisión nuestra", subrayó.

- iProfesional

Dejanos tu comentario

¿Un mensaje, un comentario?

moderación a priori

Este foro es moderado a priori: su contribución sólo aparecerá una vez validada por un/a administrador/a del sitio.

¿Quién es usted?
Su mensaje

Para crear párrafos, deje simplemente líneas vacías.

Facebook