Juan Manuel Urtubey se aleja del kirchnerismo y respalda a Macri en su asunción

"Pretender empañar la asunción de Mauricio Macri es un problema institucional severo"- señaló el jueves pasado el mandatario. Así, el gobernador de Salta se distanció del núcleo duro del kirchnerismo. Prometió "empezar a trabajar para generar las condiciones que le den gobernabilidad al gobierno elegido por el pueblo".

El gobernador de Salta, el peronista Juan Manuel Urtubey, juzgó este jueves de "incomprensibles" las dificultades en la transición registradas en algunas áreas de gobierno. El mandatario aspira a competir por la presidencia en 2019 y busca distanciarse del núcleo duro del kirchnerismo.

En un implícito reproche a la presidente saliente, Cristina Kirchner, y a la falta de acuerdo sobre el lugar donde se realizará el traspaso del mando, Urtubey alertó: "Quien ha ganado las elecciones tiene todo el derecho del mundo a decir a qué hora quiere asumir o cómo quiere hacerlo".

"Lamento que no se asuma (el resultado del ballotage), me duele que se le falte el respeto al pueblo argentino", aseveró. "Cuando uno gana, hay otro que pierde y lo que tiene que hacer el que pierde es respetar al que ganó", insistió.

En declaraciones a Radio 10, el mandatario provincial denunció que "pretender empañar la asunción de un presidente electo por la mayoría de los argentinos por no asumir que uno perdió, a mi juicio, es bastante más grave que algo de mal gusto: es un problema institucional severo".

En ese sentido, fue terminante: "He militado activamente, recorrí la Argentina pidiendo que votaran a (Daniel) Scioli, pero el día que perdimos la elección, lo primero que tenemos que asumir es que la gente votó a otro candidato, hay que respetarlo y hay que tratar de no complicarle las cosas".

"Yo no soy del PRO, ni me haré macrista, soy peronista (pero) voy a acompañar y colaborar a las políticas que le vengan bien al próximo gobierno y que tengan que ver con mis principios y convicciones", prometió.

En su arremetida contra algunos sectores del Frente para la Victoria, el gobernador subrayó: "Vamos a trabajar incansablemente para construir un peronismo competitivo que en cuatro años vuelva al gobierno, pero la forma de hacerlo no es haciendo que le vaya mal a Macri. Y me parece que alguna gente entiende esto".

En un claro dardo contra el núcleo duro del kirchnerismo, Urtubey marcó diferencias: "Hay muchos, la mayoría del peronismo, que están esperando el 10 de diciembre para empezar a trabajar en generar las condiciones que le den gobernabilidad al gobierno elegido por el pueblo", manifestó.

Convencido de que "hay que formar un peronismo superador, competitivo, moderno y abierto", el gobernador admitió que en su partido hay "algunos" que no comprenden este objetivo.

"Si la gente votó a otro candidato y le ponemos palos en la rueda, le estamos faltando el respeto a la gente. Esto no se puede hacer", finalizó.

- Infobae

Dejanos tu comentario

¿Un mensaje, un comentario?

moderación a priori

Este foro es moderado a priori: su contribución sólo aparecerá una vez validada por un/a administrador/a del sitio.

¿Quién es usted?
Su mensaje

Para crear párrafos, deje simplemente líneas vacías.