Degustando Les Luthiers Gran Reserva –Antología-, cosecha 2018

Durante tres días (12, 13 y 14 de abril), el público salteño tuvo la oportunidad de asistir al Teatro Provincial de Salta para degustar (cual vino de etiqueta) de una graduación humorística necesaria para la liberación de risas correspondiente a los años de elaboración que lleva el grupo históricamente. Hecho con lo mejor de las variedades de música o del corte de dichas variedades, “Gran Reserva” reúne los ingredientes especiales de su arte, en un lapso de tiempo altamente prolongado, probado y estable, para presentar un producto artístico de calidad superior. Resultado: aplausos de pie.

En un espectáculo como en un vino, no hay uno o dos factores que garanticen la calidad, sino la sumatoria de una enorme cantidad de ellos, además de la experiencia lograda con el tiempo. De manera que los ahora seis integrantes, han reunido en un envase de lujo, contenido similar.

Sus seguidores saben que Martín O’Connor integra el grupo musical argentino desde 2012, primero como reemplazante y luego, definitivamente en 2015, tras la muerte de Daniel Rabinovich. Martín es un excelente cantante, es barítono; su gracia y simpatía facilitó su definitiva inserción a los Les Luthiers.

Sobre Horacio Tato Turano, mencionaremos que fue el principal reemplazante del 2000 al 2015, de cualquiera de los cinco integrantes del grupo. Por lo que su habilidad fue altamente probada durante largo tiempo. Tato es pianista, saxofonista, cantante, arreglador y compositor. Pero la noche del viernes 13 de abril, función de la que fui espectadora, no formó parte del elenco.

En cambio estuvo Roberto Antier, quien es actor, director teatral, músico, traductor y adaptador. Su cargo en el grupo es “reemplazante”. Es quien dice, en la pieza final extra programática “se acaba!” y recibe un correctivo de sus compañeros. Una hora y 45 minutos de espectáculo bien llevados por este integrante.

En tanto que Tomás Mayer Wolf es el último incorporado al gran espectáculo humorístico argentino representado por este grupo de expertos de la risa. Es pianista, compositor, arreglador, y productor musical. Entró en reemplazo de Carlos Núñez Cortés, cuando este decidió hacer su “retiro voluntario” de la escena tras décadas de ser parte de la comedia musical humorística o del humor musical teatralizado más exquisito de la historia: “¿Cuántos más aplausos quiero? Me aplaudieron 50 años. Disfruté muchísimo. Compuse todas las obras que quise. Toqué en el Teatro Colón, con Daniel Barenboim y Marta Argerich. Viajé por todo el mundo. Ahora nos dan el premio Princesa de Asturias. Ya está. Listo”- advirtió el fans número uno de Les Luthiers, y lo hizo con tiempo. Escribió “Memorias de un Luthiers”, sobre las obras del genial Mastropiero (creo que ya tiene vida propia, que es totalmente real).

Presentaremos a Carlos López Puccio como director de orquesta y coros, multiinstrumentista y humorista argentino, es un virtuoso del latín (violín de lata), toca el cellato (cello de lata), bajo eléctrico, armónica, teclados y percusión. Su historia data de 1960, pero está en el grupo de manera estable desde 1969. Con el humor de situación que lo caracteriza, expresó en un medio que lo mejor de Les Luthiers es “La belleza física de sus integrantes”. Señaló, en idéntico tono (9:8) que leía a “Picasso”. En reciente “contacto” establecido con Carlos en Salta 21 , este presentó su espectáculo: “—Público salteño, te presento a nuestro nuevo espectáculo— y señalándolos por turno con una palma hacia arriba continuaría así: —Espectáculo, el público salteño; público salteño, el espectáculo—.” Ver nota completa en http://salta21.com/Radiografia-Luthiers-con-Carlos-Lopez-Puccio-por-mas-que-lo-pienso-no-me-rio.html

De Jorge Maronna diremos que es miembro fundador del grupo, es un virtuoso guitarrista y toca además todos los instrumentos de cuerda del grupo, algunos de percusión y pocas veces de viento. De él se esperaba que fuese médico, pero siempre siguió con la guitarra. Jorge piensa que la clave de la vigencia de Les Luthiers es que “hacemos un humor que quiere ser universal y atemporal, que lo entiendan todos en todos los países hispanos, que no tenga referencias a personas concretas”. Un buen punto de vista, por cierto. Suyo.

Marcos Mundstock, integrante histórico del grupo, es un locutor, redactor publicitario, actor y humorista argentino. Expresó a Caras que su grupo sigue innovando después de medio siglo porque “tiene una textura de ingenio que significa una sorpresa constante”. En lo personal, Marcos es uno de mis favoritos de entre los cinco miembros originales o fundadores o históricos. Luego están López Puccio, Núñez Cortés, Daniel y Maronna. El más gestual es Puccio, el más parlante Marcos, el comediante era Daniel, Núñez el compositor y Maronna, diremos, el de los silencios oportunos, un agitador de las cuerdas (vocales y de las otras…).

A los actuales, completamente fusionados a los preexistentes, los conocemos desde hace poco, nos acercamos por medio de sus expresiones artísticas en el grupo, los vamos asimilando, queriendo, aplaudiendo. Al final, vemos a Les Luthiers.

El alma Luthiers es un poco de cada integrante. La gente los percibe como uno solo. Quizá así nos lo hicieron ver los históricos. Creo que hoy se notan más sus partes, la cuota de talento de cada uno. Meternos en ellos es reconocer a cada cual. Creo que Marcos, en “Gran Reserva”, sobresale con su participación, sus personajes ocurrentes y disparatados; y que los demás, van formando parte de un engranaje en el que se vuelven irremediablemente únicos en los suyo. Un barítono, un multiinstrumentista, un pianista, un actor, un locutor, un guitarrista, constituyen piezas fundamentales de un cuadro vanguardista, rodeado de elementos regulares que se plasman de forma creacionista, romántica, matemática y lingüísticamente. La música es un guión teatral y lo teatral es la música; el espectáculo es una partitura humorístico-teatral.

Estos verbívoros, pueden ser así definidos los Luthiers, incursionan en la reiteración de sonidos, con esto no digo nada nuevo, solo comento al pasar, mientras en cada armado de frase hay un trasfondo lingüístico con ambigüedades de significados, lo que provoca la risa. Expertos en el slapstick, sus finas payasadas se vuelven “delicateses” que la gente adora.

El programa de Gran Reserva que abarca sus producciones desde 1975 hasta 2008 es el siguiente: "Entreteniciencia Familiar", "Lo que el Sheriff se Contó" (chistes de saloon), "Perdónala" (bolérolo), "Buscando a Helmut Bösengeist" (diálogos en la cumbre), "San Ictícola de los Peces" (tarantela litúrgica), "Música y Costumbres de Makanoa" (suite cocofónica), "La Hora de la Nostalgia" (diez minutos de recuerdos), "Quien Conociera a María Amaría a María" (canción con mimos), "La Balada del 7° Regimiento" (canciones en el frente), "Ya no te Amo, Raúl" (bolera).

Cómo no reírse con “Ya no te amo, Raúl”, de catar la esencia del humor “de género”: o con Marcos como José Duval, el "inmemorioso"; cómo no disfrutar de la genialidad de la escena que acompaña a la música en la que nos sorprende tanto el talento actoral como el musical; la creatividad de una suite cocofónica en la que sobresale Mayer Wolf o los grandiosos relatos sobre Helmut, personificado por Martín! López Puccio que se luce como el profesor Heinrich Lazlo. Ah, no! Las historias increíbles de las fortunas y adversidades de Mastropiero… O el bolarmonio tan increíblemente ejecutado por Maronna. Cuanto más recuerdo, más fascinación me produce. Mientras escribo, sigo percibiendo el aroma de esta Gran Reserva…

Hay gato escondido al final. Pero no adelantaré más. Aunque se sabe: sus videos están en Internet, y lo mismo llenan los teatros, como en esta ocasión.

Cada pieza es riquísima, como las cepas que ofrecen vinos clásicos y originales, frescos y jóvenes, una mezcla que cultiva el arte de beber lo mejor del humor argentino.

- Fotos tomadas durante la función del vienes 13, por Salta 21

Dejanos tu comentario

¿Un mensaje, un comentario?

moderación a priori

Este foro es moderado a priori: su contribución sólo aparecerá una vez validada por un/a administrador/a del sitio.

¿Quién es usted?
Su mensaje

Para crear párrafos, deje simplemente líneas vacías.

Facebook