La señora que aplica el método que criticó

Cristina y Hebe chocaron copas: “Brindamos para que Macri nos tenga miedo”

La expresidenta Cristina Kirchner visitó ayer a la titular de la Asociación Madres de Plaza de Mayo, Hebe de Bonafini, en la sede de la entidad en la zona de Congreso, donde compartieron un almuerzo en el que la titular de la asociación propuso brindar “para que Macri nos tenga miedo”.

“Brindamos para que Macri nos tenga miedo, que es bueno que nos tenga miedo. Que nos tenga miedo, me encanta”, dijo Bonafini tras levantar la copa segundos después de brindar por “nuestra querida Cristina”.

La visita de Cristina tuvo lugar en la antesala de la ronda número 2.000 que se realizará en la Pirámide de la Plaza de Mayo, donde cada jueves desde 1977 las integrantes de la asociación reclaman por sus hijos secuestrados y desaparecidos durante la última dictadura militar.

La exmandataria llegó a las 12.30 a la sede de Madres de Plaza de Mayo y se retiró pasadas las 14.30, acompañada por el ex titular de la AFI, Oscar Parrilli, entre otros ex funcionarios kirchneristas.

Durante el encuentro, Cristina y Bonafini comieron sánguches de miga y cortaron una torta que tenía los colores de Argentina y la inscripción “2.000 jueves”, en homenaje a las rondas de las Madres de Plaza de Mayo.

“Festejando los 2000 jueves de las Madres, estaban maravillosamente jóvenes, es una maravilla”, sostuvo la ex mandataria al término del encuentro en declaraciones a la prensa.

Dijo que encontró a las integrantes de esa organización “más jóvenes que nunca” porque tienen “una vitalidad única”.

Aunque no se pronunció al respecto, la exmandataria brindó con su presencia un respaldo a Bonafini luego de las reiteradas negativas de la titular de Madres de Plaza de Mayo a prestar declaración indagatoria en el marco de la causa ‘Sueños Compartidos‘

En declaraciones periodísticas, señaló que las Madres de Plaza de Mayo están “más jóvenes que nunca” y que incluso su hijo Máximo Kirchner, quien visitó a Bonafini la semana última, le contó que los dirigentes de La Cámpora “parecían viejos al lado de Hebe y de ellas”.

“Tienen una vitalidad única”, dijo y añadió: “Me acordaba de la época, aquella época tan dura para todos lo argentinos, donde las únicas que se animaron fueron ellas. Todos teníamos mucho pero mucho miedo”, apuntó.

Asimismo, indicó que Bonafini le dijo que no pretende ser “vista como una heroína” porque “todas las madres son heroínas cuando defienden a sus hijos”.

“Ser madre es todo un desafío. Si fueran los hombres los que tienen que parir, se hubiera extinguido la humanidad”, remarcó.

Antes de ayer, en el mismo lugar, Bonafini recibió al juez Marcelo Martínez de Giorgi, quien le tomó declaración indagatoria en la causa que investiga irregularidades con los fondos públicos destinados al programa de viviendas ‘Sueños Compartidos‘.

- Fuente: agencias

Dejanos tu comentario

¿Un mensaje, un comentario?

moderación a priori

Este foro es moderado a priori: su contribución sólo aparecerá una vez validada por un/a administrador/a del sitio.

¿Quién es usted?
Su mensaje

Para crear párrafos, deje simplemente líneas vacías.

Facebook