Breves

La Secretaría de Ambiente inició actuaciones sumariales contra fumigadores ilegales

La empresa COAGRO S.R.L., que operaba en General Güemes, no está habilitada hacer trabajo de aplicación de fitosanitarios en ningún punto de la provincia, por lo que se dispuso la paralización inmediata de las actividades y se iniciaron actuaciones sumariales.

La Secretaría de Ambiente de Salta informa que ni la empresa COAGRO S.R.L ni su titular Marcelo Cucchiaro se encuentran habilitados para hacer trabajos de aplicación de fitosanitarios en ninguna modalidad. La denuncia fue realizada por un ciudadano a un medio de comunicación (Fm 89.9), donde especificó que en la localidad de General Güemes, sobre la ruta nacional 34, existía el cobro de entre 5 y 10 pesos -según tipo de vehículo- para ser fumigado en nombre de “lucha contra el dengue”. De forma urgente se intervino en el caso desde el programa Registros Ambientales, donde se constató que no existe registro ni habilitación correspondiente.

El programa Fiscalización y Control dispuso iniciar actuaciones sumariales contra COAGRO S.R.L y su titular Marcelo Cucchiaro por supuesta infracción a las leyes 7070, 7812 y concordantes, a fin de investigar si se puso en peligro la salud pública o al ambiente. Además, se ordenó la inmediata paralización de las actividades denunciadas. Para garantizarlo un equipo de inspectores se acercó al lugar ayer al mediodía y confirmaron que el puesto había sido retirado.

Cabe recordar que toda persona física o jurídica que pretenda realizar actividades de elaboración, formulación, fraccionamiento, almacenamiento, transporte, distribución, expendio, aplicación, tratamiento, disposición final y cualquier operación que implique manejo de productos fitosanitarios, deberá encontrase inscripto en el Registro Ambiental correspondiente y contar previamente con la habilitación extendida por la Secretaría de Ambiente, según lo establece la Ley N° 7812.

En cuanto a la práctica de fumigación para prevenir el dengue, la Secretaría de Ambiente advierte que se trata de una medida extrema que sólo debe realizarse cuando se haya comprobado la presencia de mosquitos infectados, ya que no mata larvas ni huevos. Su implementación debe ser evaluada por las autoridades sanitarias, quienes determinarán los productos a utilizar y necesariamente debe ser acompañada por la eliminación de todos los recipientes que puedan acumular agua en casa y espacios públicos.

- Lourdes Roldán Alderete

Prensa Secretaría de Ambiente de la Provincia de Salta